Memoria del proyecto docente y de investigación proyecto Bolonia
MEMORIA DEL PROYECTO DOCENTE Y DE INVESTIGACIÓN PROYECTO BOLONIA
  Cátedra     Currículum Vitae     Defensa     Enlaces  
 




> Instituto de Cirugía Estética    
   y Plástica de la Clínica Quirón
   de Barcelona


PRUEBA DE ELECCIÓN MÚLTIPLE


Se trata de un tipo de examen escrito formado por un conjunto de preguntas, cuestiones o ítems generalmente breves, cuyas respuestas están predeterminadas, no afectando la corrección por las condiciones subjetivas del examinador al corregir lo escrito. Este tipo de pruebas son muy utilizadas, pues su aplicación permite explorar varios campos y evaluar sobre una base amplia de conocimientos, permitiendo analizar aspectos tan variados, que no sería posible con otros sistemas. No hay lugar para la ambigüedad en la respuesta y su corrección es muy fácil y rápida, ya sea por plantillas o incluso por ordenador. En el caso de utilizar ordenador, existen programas que analizan todas las respuestas emitidas por los alumnos, pudiéndose identificar preguntas mal entendidas o fallidas por gran parte de los mismos, como indicadores de baja calidad de la pregunta o de una inadecuada explicación del concepto correspondiente en la clase teórica. Esta independencia y objetividad en la calificación crea una fundada sensación de confianza en el alumno y facilita la aceptación de resultados adversos. Sin embargo, plantean algunos problemas, tales como la dificultad para crear o estructurar las preguntas y respuestas múltiples, o el peligro de crear en el alumno un estímulo de memorización de pequeños detalles secundarios, y no una visión de conjunto de la disciplina.

Pruebas objetivas de respuesta múltiple

Puntos fuertes
Puntos débiles

- Son las que mejor garantizan la objetividad y más alejan la posibilidad de favoritismos.

- Permiten definir unos criterios claros, homogéneos y más aceptables por el alumno para su calificación.

- Si están bien construidas gozan de un alto grado de validez y fiabilidad. - Aumentan la diversidad de aspectos de la asignatura sobre los que el alumno puede ser evaluado.

- Su corrección es rápida y puede hacerse con ordenador.

- Proporcionan al alumno una retroinformación valiosa, ayudándoles a identificar las lagunas de su conocimiento.

- Proporcionan al docente una retroinformación valiosa cuando se realiza un análisis estadístico de los aciertos y errores.
- Requieren agudeza, experiencia, dedicación y un notable esfuerzo intelectual en su preparación.

- Se requiere alguna prueba previa o piloto de validación antes de ser aplicados. - Algunas preguntas pueden ser contestadas al azar.

- Crean un contexto artificial y ficticio, al plantear cuestiones proporcionando información adicional, de la que no se dispondrá en la vida real ante los problemas profesionales.

- Crean en el alumno un estímulo de memorización de pequeños detalles secundarios y no una visión de conjunto.

- Resultan poco eficientes si el número de alumnos a evaluar es pequeño.


Este tipo de exámenes son muy utilizados en las Facultades de Medicina, sobre todo en la variedad en que se proponen 5 respuestas posibles, de las que sólo una es verdadera. Aunque este formato presenta la ventaja de que prepara la mentalidad de los alumnos para contestar preguntas como las del examen MIR, se corre el peligro de abusar de él y convertir la evaluación en una especie de "academia" de preparación del temido examen MIR, que se encuentra al final de la carrera. Por consiguiente, hay que evitar la visión reduccionista y diseñar con creatividad e imaginación pruebas que ofrezcan objetividad y variedad.

A la luz de las respectivas ventajas e inconvenientes, puede considerarse que las pruebas objetivas, con preguntas de elección múltiple, resultan uno de los métodos de evaluación más fiables en cuanto a su objetividad. Así lo han demostrado con su ya larga trayectoria, los exámenes MIR, que indudablemente se han asociado a una mejora histórica de la selección de profesionales para el sistema sanitario español. (81)Al mismo tiempo, la amplia experiencia de las universidades americanas en sus sistemas de selección de alumnos (GRE, GMAT), para programas de doctorado, que utilizan sistemáticamente este tipo de exámenes, garantiza también su fiabilidad, objetividad, validez, características ideales para actuar con justicia y protegerse de toda tentación de favoritismo.(82,83)

Las preguntas de elección múltiple deben tener siempre contenidos relevantes y pertinentes, sin descender a aspectos secundarios. Debe cuidarse la redacción de los enunciados, para que sean fácilmente comprensibles y lo más explicativo posibles, sin ambigüedades. Deben evitarse defectos, como el de otorgar mayor extensión a la respuesta válida, usar en las respuestas formas gramaticalmente incomprensibles, usar despistados ilógicos, o introducir más de una respuesta verdadera.

Todo "ítem" de elección múltiple se compone de un tronco o base y una serie de alternativas u opciones de respuesta. El tronco o base ha de ser claro, con el fin de que la dificultad de la pregunta se derive de lo que se quiere medir. La esencia del problema ha de estar contenida en el tronco. En cuanto a las alternativas, todas ellas han de ser congruentes, la presentación ha de ser clara y fácil de leer y la alternativa correcta se ha de situar al azar.

Normas específicas de elaboración:

  • La pregunta a de ser claramente formulada.

  • Las alternativas han de ser lo más cortas posibles.

  • Las alternativas han de ser gramaticalmente consistentes.

  • Evitar enunciados negativos.

  • Evitar que la respuesta correcta se presente de forma más elaborada.

  • Distribución de la respuesta correcta al azar entre las opciones.

Es evidente que cuando mayor sea el número de alternativas, menor es la posibilidad de acertar por azar. Por último habrá que evitar, y en su caso ser conscientes de que las alternativas "Todas las anteriores" o "Ninguna de las anteriores" introducen aspectos que pueden ser negativos a la hora de la evaluación.

La corrección se hace a través de la puntuación directa o bien corregida tras eliminar la influencia de la posibilidad de haber sido adivinada. Esta influencia del azar se puede eliminar aplicando a juicio de Espín (84) una fórmula que consiste en restar del número de respuestas acertadas, el número de respuestas equivocadas dividido por el número de alternativas menos una. En resumen, el empleo de unas pruebas bien diseñadas sean de ensayo u objetivas permitirá evaluar no sólo el conocimiento, sino la habilidad de aplicarlo, que es fundamental para el ejercicio del profesional médico.

 
 
medicina estetica - cirugia estetica - enlaces - nota legal - www.cirugia-estetica-catedra-bolonia.es
 
  Diseño web: Nitium